Home » Locales » Regaña Codhet a Secretario de Seguridad Pública.

Regaña Codhet a Secretario de Seguridad Pública.

 

Por Redacción Noticentro.

La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Tamaulipas, (Codhet), exigió al Secretario de Seguridad Pública, Agusto Cruz Morales, prohíba a los agentes de la Policía Estatal Acreditable, el uso de la tortura o tratos crueles inhumanos o degradantes, contra los detenidos.
Lo anterior, al emitir la recomendación 001/2018, derivada de la queja presentada por tres personas a las que policías estatales detuvieron el 3 de julio del 2014, como presuntos responsables de diversos delitos, entre ellos secuestro y homicidio.
Aunque los quejosos fueron procesados y recibieron una sentencia condenatoria, la Codhet estimó que se les vulneraron derechos humanos porque fueron incomunicados y se les sometió a tratos crueles inhumanos y degradantes, que les produjeron lesiones.
Ante ello, impuso un plazo de tres meses a Cruz Morales para que capacite a los elementos de la Policía Estatal Acreditable, para que en lo subsecuente eviten incurrir en violación a derechos humanos de quienes son detenidos.
En el tercer punto de la recomendación , el organismo exige al funcionario estatal que: “se refuercen las acciones en materia de capacitación y estrategias de formación dirigidas a los elementos de la Policía Estatal Acreditable, con la finalidad que sin excepciones se cuente con las herramientas teóricas y prácticas al momento de efectuar una detención, dimensionar los derechos de la infancia, así como abordar la prohibición de la tortura y otros tratos o penas crueles inhumanos o degradantes, debiendo poner en marcha dichas medidas en un plazo de tres meses contados a partir de la notificación del presente documento”.
Además, demandó medidas disciplinarias contra los policías involucrados en los hechos y aprobó la reparación del daño a los quejosos, para lo cual dio parte al Instituto General de Victimas.
El regaño de la Comisión hacia el Secretario de Seguridad Pública fue severo por los excesos cometidos por los agentes policiales contra los detenidos.
“Para este Organismo existió una detención que si bien podía haberse traducido en legal y no arbitraria, las omisiones y exceso en las atribuciones que ejerció la autoridad policial repercutieron no sólo en que ésta se tornara en arbitraria con la presencia de incomunicación, sino que además se presentara la práctica de tratos crueles, inhumanos y degradantes como la producción de lesiones en la humanidad de los afectados, transgrediendo con ello no sólo los derechos de los presuntos responsables que detuvieron, sino también a los de las víctimas que de acuerdo a la versión oficial, buscaban proteger de conductas criminales tan graves como el secuestro y homicidio, pero que con sus acciones sólo se pone en riesgo la posibilidad de que los agraviados de estas conductas obtengan justicia” refirió.
Y añadió: “no pasa inadvertido para esta Comisión que la narrativa esgrimida por la autoridad policial conllevaba la detención de estas personas por estar presuntamente involucradas en delitos de alto impacto, sin embargo, esta forma de proceder sólo tiende a beneficiar a quienes, quizás y después de haber sido juzgados y sentenciados, debían estar en la cárcel compurgando una pena, y sin embargo, dicha situación (la actuación de la autoridad) les pudo haber favorecido para atenuar su responsabilidad”.
De acuerdo a lo reseñado en la recomendación de la Codhet, los policías decomisaron a los quejosos una pistola, ponchallantas y un celular en el que tenían un video descuartizando a una persona.

Print Friendly, PDF & Email

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*